Seleccionar aqui tu idioma

viernes, 13 de diciembre de 2013

¿Existe técnicas para obtener un orgasmo anal ?

El placer que conduce al orgasmo anal puede ser tanto físico como psicológico, de acuerdo con sexovida.com, debido a que dos anillos musculares llamados esfínteres rodean el orificio anal y cada uno funciona independientemente, así como las sensaciones que se producen al ser estimulados.
El externo se puede tensar y relajar cuando se desee, como los músculos de la mano, pero el interno refleja y responde al temor y ansiedad durante las prácticas anales, por lo que la relajación y la adecuada estimulación de cada uno son vitales para llegar al orgasmo anal.
Tips para un sexo anal mas placentero:
El primero que se debe hacer es un masaje que es ideal para comenzar a relajar tanto la zona anal como el resto del cuerpo. Cabe recordar que el orificio anal es una de las partes del cuerpo con una elevada cantidad de terminales nerviosas. Antes de la penetración es vital que existan caricias y algunos toques alrededor del anillo externo para que la pareja se sienta lista. Incluso algunas personas pueden llegar a alcanzar el orgasmo con solo la estimulación externa anal en combinación con la genital o de otras zonas erógenas.
Las caricias anales pueden evolucionar a la penetración digital, también llamada analdigitus. No es estrictamente necesario el uso de lubricantes ni para las caricias anales ni para el analdigitus (el tamaño de un dedo no es tan grande como para requerirlo), pero puede ayudar. Esto es especialmente cierto en los casos de iniciación el sexo anal, en el que estímulos demasiado altos pueden provocar sensaciones desagradables. Para evitar esto es aconsejable seguir los siguientes pasos:
El segundo es el annilingus tecnica oral-anal se conoce popularmente como Rimming o beso negro La idea como tal les disgusta a algunas personas, lo primordial antes de intentarlo es que ambos sientan el deseo y disposición para experimentarlo. No se recomienda que se realice directamente, sino que se use un protector de lengua y/o boca para su seguridad debido a la alta presencia de bacterias y organismos.
OBS: La estimulación con la lengua puede ser muy placentera, pero siempre debe realizarse con medidas de seguridad y de preferencia sólo estimular la zona externa.
Postura: Tenemos que estar cómodos, en una postura que nos permita tener las nalgas separadas y relajadas.
Lubricante: Nos facilita suavizar las sensaciones, y puede ser muy recomendable para penetraciones de más de un dedo.
Guantes de vinilo: Nos dan una enorme suavidad en toda fricción, y con un buen lubricante hacen que cada caricia sea suave como la seda. También facilitan mucho la penetración del analdigitus, especialmente en el caso de manos curtidas. Y por supuesto son estupendos para mantener la higiene, ya que si queremos pasar a otra zona (vaginal, pechos, boca…) sin llenarla de bacterias anales, sólo tenemos que quitarnos el guante. A falta de guante podemos usar un condón.
Manicura perfecta: uñas cortas y bien limadas, sin ninguna esquina. Para más seguridad, los guantes que os hemos comentado; Y la ultima pero es la penetración una alternativa previa al coito, es la penetración con el fin de proporcionar una mayor estimulación.
Es un segundo paso al masaje, en la que se estimula el esfínter interno ya sea empleado un dedo o algún juguete sexual, con las medidas higiénicas correspondientes y responsabilidad tomando siempre medidad de seguridad visto que el anos es una zona de bastante bacteria ya citado nunca se deve olvidar del preservativo.
En los movimientos, más que profundos, se recomiendan circulares y lentos, para que de esa manera se obtenga una mayor respuesta placentera. Una de las claves para alcanzar un orgasmo anal es aprender a controlar los músculos pélvicos, debido a que una manera efectiva y más intensa de estimular toda la zona es mediante contracciones. Son muy importantes las caricias y otros estímulos al resto del cuerpo para sentir dicho placer.
Las caricias anales pueden evolucionar a la penetración digital, también llamada analdigitus. No es estrictamente necesario el uso de lubricantes ni para las caricias anales ni para el analdigitus (el tamaño de un dedo no es tan grande como para requerirlo), pero puede ayudar. Esto es especialmente cierto en los casos de iniciación el sexo anal, en el que estímulos demasiado altos pueden provocar sensaciones desagradables. Para evitar esto es aconsejable seguir los siguientes pasos:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor comenterios moderados sin ofensas y sobre ninguna hipótesis palavras racista de calquer tipo.